Home / Diccionario de sue├▒os / So├▒ar con Pescar o con un Pez

Pescar y pez son s├şmbolos que no podr├şan aparecer menos complicados y menos densos de significado despu├ęs de transcurridos dos milenios de la era astrol├│gica de Piscis, cuyo inicio fue se├▒alado por un Cristo que se identificaba con el pez y que de peces multiplicados sembraba sus milagros. El doble simbolismo de fecundidad y de vida, derivado de la abundancia de los huevos del pez, lo convierte en valioso tanto para el te├│logo como para el psicoanalista: el primero lo entender├í como emblema del esp├şritu y llamar├í pescadores de almas a los ministros de la Iglesia; el segundo se identificar├í a s├ş mismo con el pescador que extrae del inconsciente contenidos profundos, y al pez con el falo.
Los hebreos se alimentaban de peces en las fiestas prescritas, para significar as├ş su renovaci├│n espiritual. En China, se esculpen peces en jade porque acarrean fortuna; en Jap├│n, con la misma intenci├│n, para festejar la primavera se hacen volar grandes cometas de papel rojo con forma de pez.

Significado en la Antig├╝edad

Los griegos, con el mar a su alrededor y el pescado como plato fuerte, deben haberlo so├▒ado, por decirlo as├ş…, en todas las salsas, si se considera la cantidad de material que transmite Artemidoro sobre este tema: para comenzar, es l├│gico, identifica la buena pesca con las ganancias y los peces peque├▒os o poco apreciados con la contrariedad y las desgracias. Peces de agua dulce constituyen siempre un buen signo, aunque de tono menor; muertos, significan vanas esperanzas, disgustos. Ver peces en la cama es un sue├▒o particularmente negativo para los navegantes y para los enfermos: a los primeros anuncia naufragio, a los otros peligro de muerte. Parirlos en el sue├▒o augura a la mujer un hijo mudo y de vida breve. Artemidoro revela un conocimiento de las varias especies comestibles digno de un icti├│logo: los peces de color ÔÇöafirmaÔÇö anuncian enga├▒os; los rojos, en particular, fiebre. Peces planos son indicios de agotamiento; peces cartilaginosos (como la corvina y la anguila) fatigas in├║tiles y vanas esperanzas. Los salmonetes que se reproducen tres veces constituyen un ├│ptimo pron├│stico para la mujer que a├║n no ha concebido. Las gambas son mensajeras del matrimonio. Pulpos y sepias acarrean fortuna a los malvados, obst├ículos a los dem├ís. Atunes y caballas, se├▒alan esperanzas perdidas. So├▒ar con aparejos de pesca prev├ę insidias, pues el durmiente ser├í objeto de la ┬źpesca┬╗ ajena. En la India, el pez es portador de curaci├│n.

Significado adivinatorio

Todav├şa hoy, lo mismo que para Artemidoro, comer o pescar grandes peces pronostica alegr├şas y ├ęxitos; si en cambio son peque├▒os, odio y en general desgracias, dolor, tristeza. Los peces multicolores significan enfermedad y litigios seg├║n algunos, curaci├│n seg├║n otros. Peces vivos hacen esperar un buen acontecimiento; si nadan se├▒alan noticias lejanas; muertos, son aviso de desilusiones; es in├║til perseverar. Un ├║nico pez grande es entendido como anuncio de bodas, pero si es muy grande (m├ís que el durmiente mismo), denota un peligro, imaginario o real.
Un pez peque├▒o en la boca de uno grande augura a la mujer una pr├│xima gravidez. Parir un pez, a diferencia del pasado, predice el nacimiento de un hijo bello y sano, que se har├í c├ęlebre.
Los peces de mar son, seg├║n ciertas claves, presagio de infortunio; el tibur├│n en particular se├▒ala desgracias y rivalidad en amores. So├▒ar con pescar con el sedal aconseja perdonar una ofensa; ver a otros pescar es un mal signo de hijos d├ębiles o, peor, mudos; pero si el que lo hace es un ni├▒o, el sue├▒o prev├ę simplemente el cambio de las condiciones atmosf├ęricas.

Significado psicol├│gico

La escuela freudiana vincula exclusivamente el pez a la sexualidad: el pez es el falo, la fecundidad, el ni├▒o. La sangre fr├şa que lo distingue parece, por otra parte, contradecir este simbolismo, atribuy├ęndole una connotaci├│n de frigidez o impotencia.
Seg├║n la escuela junghiana, el pez, perteneciente a una clase zool├│gica primitiva y ligada al pasado de la evoluci├│n, se relaciona con los procesos profundos del inconsciente. So├▒ar con ser devorado o amenazado denuncia, empero, un profundo temor de ser vencido por las fuerzas oscuras del Ello. Ver nadar peces en direcciones opuestas, como en el s├şmbolo gr├ífico del signo astrol├│gico, denuncia emociones y tendencias contrastantes (y lo confirma Piscis en el Zodiaco, siempre con sus peces dobles y bifrontes: espiritualidad y goce, altruismo y ego├şsmo, artistas y rom├ínticos de p├ęsimo gusto). El ojo del pez, que no se cierra jam├ís, asume otro significado diferente vincul├índose por casualidad a la conciencia vigilante y a la atenci├│n. Considerando, por ├║ltimo, el aspecto alimenticio, de nutrici├│n, que viene de las aguas profundas, se puede asimilar la pesca a la terapia psicoanal├ştica que ┬źpesca┬╗ contenidos psicol├│gicos profundos.

Interpretaci├│n m├ędica

Todo parece indicar que los sue├▒os que tienen como protagonistas a los peces est├ín determinados por formas al├ęrgicas.

N├║meros de la suerte

Pescar: 2, 3, 27. Pez: 17, 20. 81.

Diccionario de Sue├▒os

 



 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *